España Italia y los cuartos de la Eurocopa

La batalla interior y el olor de la hierba
 
 
landkarte-distanzen
 
 
En el partido de cuartos de la Eurocopa contra Italia, España tiene dos opciones: perder o ganar,  perogrullada aparente que encierra un poco más de miga porque casi todos los caminos españoles conducen a la primera opción, perder.
 
Primer camino. El oráculo. La insidia del oráculo es tal que si haces lo que dice te pierdes y si haces lo contrario también te pierdes. De repente, los medios mediáticos que han lanzado al personal a la euforia desmedida lo lanzan al miedo de siempre, como siempre. Los vampiros beben de la sangre y ellos saben (lo saben con números) que vende más tiempo el morbo de la derrota que una victoria. Ya salen las disensiones de los jugadores con el técnico en portada, el equipo italiano se ha vuelto invencible por su oficio, etc.etc. Evitar este camino consiste en no creer en el oráculo, simplemente. No hacer ni lo que dice ni lo contrario. No mirar ni escuchar a los oráculos es evitar este camino
 
Segundo camino: La sombra falsa. Ya  está España luchando contra su propia historia. En realidad, importa poco lo que haya hecho la selección con anterioridad pero el fantasma del pasado vuelve en forma de complejo de Calícrates, miedo a ir más allá que tu propio antepasado, y vuelve de la mano del oráculo. Sin embargo, los jugadores actuales tienen su propia sombra y evitar este camino consiste en ser ellos mismos, en este momento. Evitar este camino consiste en no seguir las huellas de los antepasados pero buscar lo que ellos buscaron.
 
Tercer camino: España lucha también contra el fantasma del fútbol italiano, un fantasma que históricamente ha tomado algo más que red bull y tiene detrás una estela de trapicheos y alianzas con la suerte que hacen dudar al más cándido de su fair play. Evitar este camino consiste en conocerlos, saber lo que valen ahora mismo y buscarles en los puntos débiles. Respetar al contrario para apropiarse de su fuerza es evitar este camino.
 
 
Ahora bien, solamente hay un camino que lleva a la opción ganar:ser mejores. Yo creo que incluso el equipo de suplentes de España es bastante mejor, más fresco y más moderno, que el mejor equipo que haya traído ahora Italia. Pero no basta con que yo lo crea, la victoria de España pasa por estar despiertos, disfrutar este partido y pelearlo minuto a minuto; pasa por oler cada centímetro de hierba del campo, mirar en todas las direcciones de la cancha y hacer latir el corazón de cada aficionado.
 
O sea, que para la victoria España necesita  tres cuestiones  de carácter previas: no dejar que los oráculos meen por uno, mirarse a la cara y conocer al contrario. El resto será disfrutar en la cresta de la ola.
 
Porque va a ser un partido hermoso, caliente, mediterráneo, un partido que tendrá comprometidos a millones de espectadores en todo el mundo y a los propios dioses en el Olimpo entre jarras de cervezas, abrazos, cánticos, gritos de ánimo o lágrimas de tristeza. Una madeja de emociones que se irán trenzando con los hilos del pase, las carreras, el regate la parada o el gol.
 
Que gane el mejor, que gane el más querido por los dioses. Y que este sea España.
 Toda_Espana_apunta_ganar_Eurocopa
 
 
 
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine y espectáculos. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a España Italia y los cuartos de la Eurocopa

  1. SILVIA dijo:

    EXACTO, DOS POTENCIAS DOS PAISES, QUERIDOS¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
    QUE GANE EL MEJOR¡¡¡¡¡¡¡¡ SUERTE PARA AMBOS¡¡¡
    SALUDOS AMIGO¡¡¡¡¡¡¡

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s