Esclavitudes e Ideales contemporáneos. El mito de la caverna hoy

 
Seguramente, muchos de los que hoy no creen en religión tradicional alguna aún continuan creyendo  en el capitalismo, el socialismo, el marxismo, el feminismo, el nacionalismo, el ecologismo o algún otro ismo, tan ideales como cualquier religión. Las sombras de la caverna platónica.
 
Todos estos ismos, y las religiones tradicionales, han quedado reducidos por el modelo económico, social y político dominante y globalizado que mezcla tres componentes básicos
  • el fascismo de la comunicación
  • la esclavitud del trabajo alienante y el ocio sinsentido para  niños, mujeres, hombres y ancianos 
  • el atraco, el despojo, y la piratería de estado a favor de los grandes grupos dominantes

Esos tres componentes se barajan, se mezclan y se administran por medio de los sistemas imperantes derivados del capitalismo, el socialismo y la democracia de partidos, cuya evolución ha sido la siguiente:

El capitalismo comercial pasó a ser  capitalismo industrial, y después capitalismo financiero y hoy es capitalismo especulador, capitalismo de dinero negro, pura mafia.

El socialismo utópico se convirtió en comunismo y después en estalinismo y hoy es pura manipulación de masas,  lavado de conciencia, inquisición contemporánea.

Los gestores políticos, los partidos, los parlamentos, son las clases ociosas, la aristocracia social, una pandilla de indocumentados sin escrúpulos que se mantiene en el poder al servicio de las mafias dominantes generando caos, desorden y represión (en el trabajo, la educación, la justicia, la salud y la convivencia)  un caldo idóneo del que ellos y sus amiguetes sacan sus tajadas y del que reparten limosnas entre los ciudadanos que les adulan, pero donde pescan de verdad los grandes grupos que controlan el poder real.

A estos gestores políticos les quedan dos días de vida, justo lo que tarden en desarrollarse de manera masiva los medios de comunicación y participación directa, que ya se vienen experimentando en encuestas constantes, vía medios de comunicación e internet. A partir de ese momento, van a ser expuestos, por los mismos que ahora los controlan y les dan cuerda, como pasto de las masas y chivos expiatorios

La confluencia de esos tres poderes en el estado contemporáneo está llegando a su punto de máxima perfección y los ciudadanos vamos hacia nuestro punto de máxima esclavitud: nos han hecho trabajar y correr como locos tras el estado de bienestar, ahora nos están despojando de propiedades, ganados, frutos y ahorros, y nos volverán a hacer correr tras los mismos bienes de los que nos han depojado, para que seamos cada vez menos libres pero más pobres y más necios.

Mientras tanto, seguimos mirando las sombras de la caverna platónica, sin atrevernos a pensar siquiera que hay alguien detrás que las selecciona y las proyecta. Sin pensar siquiera que la realidad es de otro modo.

Ignoro si, a estas alturas, podemos hacer algo frente a estos poderes pero el consejo para una higiene mínima frente a las falacias de los charlatanes y la negrura de las sombras es llenar nuestros corazones y nuestras mentes de luz propia, y proteger nuestros cuerpos y nuestros bolsillos de la esclavitud y del despojo. Uno a uno, pero  ¿y si también lo hiciéramos hombro a hombro con nuestros semejantes?

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias y política. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Esclavitudes e Ideales contemporáneos. El mito de la caverna hoy

  1. Gloria. dijo:

    Una exposición real y muy pesimista del mundo. Pero me pregunto si el hombre no es capaz de dar un giro a todo. Si algo me gusta de los seres huamanos es esa capacidad de levantar las patas "pá" el alto y ponerlo todo panza arriba. Confio en el genero humano ( cara de sonrisa amplia)…y en la decepción que vamos amontonando. Ella, nos va a sacar los colores.Un abrazo

  2. Juan Vicente dijo:

    Muy interesantes sus opiniones, aunque me parece que toca superficialmente el tema de los “ismos”, como usted lo llamó, ya que coloca en el mismo “saco” al capitalismo, socialismo y comunismo, aun cuando los problemas que usted describe son mayoritariamente producto del capitalismo especulador que usted menciona. La alegoría de la caverna tiene vigencia hoy igual que ayer, ya que cada vez somos mas víctimas de las sombras que los grupos de poder proyectan en nuestras paredes, cada vez son mas cortas las cadenas que nos atan el cuello, para que no podamos ver la luz del conocimiento liberador. Lo que para uno es luz lamentablemente para el otro puede ser oscuridad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s